Formas de analizar correctamente una situación empresarial

Tanto si se quieren atraer inversores como si la intención principal es pedir un préstamo o simplemente se busca entender la situación financiera de nuestro negocio, existen varias formas de analizar dicha situación correctamente.

Evaluar la posición de una compañía comienza por la observación de su balance, es decir, sus activos y sus pasivos a corto y largo plazo. Lo que se busca es ver la rentabilidad de la empresa por medio de la comparación entre sus pérdidas y sus ingresos. Para llevarlo a cabo se examina el informe anual de su actividad en el que se tienen en cuenta los flujos de caja operativos.

Una vez que se han analizado estos factores se obtiene la capacidad de la empresa para cumplir con sus obligaciones o, lo que es lo mismo, su solvencia. El siguiente paso consiste en considerar cómo actúa el valor de dicho negocio respecto a su entorno.

El mercado empresarial es muy competitivo y la supervivencia de una compañía no solo depende de los factores internos sino que también de los externos. Por esta razón el estudio de los competidores es muy importante dentro del análisis y toma de decisiones a la hora de situar la efectividad de un proyecto de empresa dentro del mercado.

Compartir es vivir!
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • RSS

Comments