La figura del Controller y la planificación estratégica

En una empresa el Controller financiero ocupa una posición bisagra de responsabilidad entre la administración y la contabilidad. Se trata de un puesto cuyo principal objetivo es asegurarse de que todo funciona como es debido para que el negocio siga adelante, desde la creación de una estrategia hasta la supervisión de su puesta en marcha.

La planificación de la gestión es la base de su trabajo por lo que son muy importantes las líneas de desarrollo que se van a seguir y el coste que van a suponer para la empresa.

A partir del análisis de los números de la compañía junto al departamento de cuentas a través de un programa para Controller aprende cómo debe decidir, en un primer momento, qué es lo que se está haciendo bien con el fin de mantenerlo y qué es lo que hay que cambiar. Cuando se han realizado estos cambios pasa a supervisarlos a través de diferentes técnicas como el control de los libros, las puestas al día con el director de cuentas, la monitorización del departamento, las auditorías o el control de los impuestos y otras regulaciones.

En definitiva la figura del Controller se encarga de contribuir en todas las decisiones relacionadas con la estrategia financiera de una empresa.

 

Compartir es vivir!
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • RSS

Comments