¿Qué monedas digitales existen?

En los últimos meses y las últimas semanas hemos visto multitud de noticias, artículos y medios de comunicación que hablaban de los bitcoin, el tráfico de monedas virtuales, los sistemas digitales de comercio y todos esos asuntos. Sin embargo, aún hoy día hay un desconocimiento generalizado de lo que respecta a las monedas digitales, que es todo un mundo en sí mismo por explorar y que puede suponer una gran oportunidad de mercado para muchos, un atractivo real e interesante para los usuarios, sean empresarios o no, y para el mercado en general. Las monedas virtuales o digitales están cambiando el sistema poco a poco y se están posicionando como una muy buena inversión y un método de compra y venta fiable, seguro y rápido, que muchos están adoptando. Si quieres conocer más sobre este fenómeno y sobre los tipos de monedas digitales que existen, sigue leyendo. 

Mucho más que bitcoin 

Como vemos en el curso de bitcoin, al hablar de monedas digitales o de trading e inversiones online, muchos piensan en la moneda de moda actual, o en aquella palabra que, como ya hemos mencionado, no deja de nombrarse en los medios de comunicación, los periódicos y las prensa, las noticias y los titulares de los telediarios. Muchos creen que las monedas digitales y todo el mercado que esto mueve y genera se llama Bitcoin, sin embargo, es solo una pequeña parte, pues el bitcoin no es el hecho de que exista una moneda digital, sino que se trata de una moneda digital en sí misma, y como esa hay muchas más que quizás deberías conocer, si te interesa este mercado y este tipo de acciones y actividades. Por ello, a continuación veremos varias de las monedas digitales más destacadas que encontraremos, para que conozcamos al menos de una forma muy general cuáles existen y en qué se diferencian, o qué nos aportan. 

Y, para empezar, veremos aquella que está en boca de todos, pero que no es tan conocida como se piensan, pese a sus muchos progresos y a su extensión por el mercado global y por tantos medios de comunicación. Es decir, que empezaremos, como no puede ser de otra forma, analizando y viendo los bitcoin, la principal moneda digital que deberías conocer. 

Bitcoin, la más aceptada y extendida 

Los bitcoin son los más conocidos, gracias a todo lo que están suponiendo en el mercado de las criptomonedas y gracias a sus características y lo que supone para los usuarios interesados en ella. Se trata de una de las monedas más aceptadas y famosas que surgió en el año 2008 de manos de Satoshi Nakamoto y que se ha posicionado como un modo de pago libre e independiente, que no requiere del control de los gobiernos ni las entidades bancarias y que se regula por sí solo, lo que a veces es una ventaja y en algunos momentos puede suponer inseguridad para los usuarios, aunque no por ello deja de ser una moneda que garantiza su seguridad y su fiabilidad. 

Una de las características que han hecho de esta criptomoneda la gran extendida y conocida que es sería el hecho de que sea libre y que su código de fuente pueda ser utilizado por cualquiera con conocimientos suficientes, por lo que se puede implementar fácilmente y su uso se vuelve mucho más común que el de otras monedas, lo que también facilita una aceptación y una extensión más rápida y significativa de lo que otros podrían conseguir si no fueran libres o no dieran tanta libertad a los usuarios y a las empresas que quieran aprovecharse de ella y emplearla en su día a día. Ha llegado a tal nivel que se ha convertido en una de las monedas más valiosas y mejor valoradas en el mercado, lo que también ayuda a su extensión y su adopción por parte de los usuarios, que no dejan de oír hablar de ella en los medios de comunicación y en los telediarios. Últimamente, cada día hay alguna noticia relacionada con los bitcoin, y no necesariamente noticias malas o perjudiciales que puedan afectar a su fama, sino bastante buenas. 

Por todo ello, los bitcoin son tan conocidos y tan recomendables, y también por ello ocupan el primer lugar en esta lista y hemos hablado de ellos primeros. Pero una vez que ya conocemos los bitcoin y sabemos que no son la única moneda digital que existe, podemos pasar a comentar otras muchas, como los PeerCoin, que vemos a continuación. 

PeerCoin, la moneda infinita 

El nombre o la definición de PeerCoin proviene de las palabras PPCoin y peer to peer coin, que significaría compañero o par, y que ya en el nombre estaría ganando cierta aceptación por parte de los usuarios, al afirmar que es como un amigo o un igual que te acompaña y que está contigo. Esta moneda tiene ciertas ventajas con respecto a los bitcoin o, mejor dicho, ciertas características positivas que no podemos obviar ni omitir al hablar de ella, pues son las que nos indican que es una moneda única y, pese a no tener tanta fama o aceptación, muy recomendable. Una de esas ventajas sería que es una moneda que requiere mucha menos energía, por lo que también es más limpia y segura para el medio ambiente y el mercado actual. Mientras que las bitcoin consumen una cantidad de energía y recursos increíble que sorprende al contrastar resultados y pruebas, los PeerCoin consumen mucho menos, permitiendo algo que los bitcoin aún no han conseguido y que mencionaremos a continuación. 

Los PeerCoin son la primera moneda digital del mercado que logra emplear a la vez los sistemas de prueba de trabajo o ejecución y los de prueba de estado, que es lo que permite esa ventaja anteriormente nombrada, que es la de que ahorre energía o consuma menos. Pero esto consigue que se puedan crear monedas ilimitadas, es decir, infinitas monedas PeerCoin. No tendrán un valor en dólares tan alto como el de los bitcoin, pero son de las mejores por todo lo mencionado y por lo que han supuesto y están suponiendo para muchos usuarios e individuos a lo largo del mundo. 

Litecoin, la segunda a nivel mundial 

Por supuesto, aquella que lleva el primer puesto y que se ha consagrado como la reina de las monedas virtuales es la bitcoin, pero no por ello se le quita el mérito a las demás ni significa que sean peores o menos fiables. Litecoin ha logrado ese segundo puesto tan demandado y se ha posicionado muy bien en el mercado, consiguiendo contar con un valor en dólares muy superior al que hemos visto en las PeerCoin y muy superior al de las monedas que veremos más tarde. LiteCoin ha sido creada en el año 2011, es decir, mucho más reciente que algunas otras, por Charlie Lee, que también trabajó con las bitcoin y su programación, y que conoce en profundidad el mercado de las criptomonedas y todo lo que se puede hacer con ellas, lo que suponen para los usuarios, las posibilidades que tienen y la oportunidad a nivel de presente y futuro que son para todas las personas que las emplean y que invierten su tiempo y su dinero en ellas. 

Como ventaja vemos que las monedas litecoin tienen una generación de bloques que se vuelve mucho más veloz y rápida de las que tienen las bitcoin, que en ocasiones pueden parecer lentas en comparación y que se vuelven algo más pesadas y complicadas de usar. Esta moneda emplea el sistema prueba de trabajo y utiliza scripts para permitir a cualquier usuario decodificarlas, por lo que también dan cierta libertad y permiten ciertos movimientos o acciones por parte del mercado. 

Ripple, de protocolo a moneda 

Ripple fue creada de forma muy diferente, basándose y utilizando un protocolo distinto al que podemos encontrar en otras monedas digitales o criptomonedas. Este sistema permite cambiar monedas y pagar o vender comercializando con ella, lo que se vuelve muy interesante, pero su principal virtud o ventaja es la del protocolo, que funciona de forma similar al SMTP que se emplea en el mail y los correos electrónicos, dándonos la oportunidad de intercambiar o enviar dinero, moverlo de un lado a otro y mucho más. Por todo ello, Ripple es una moneda virtual o digital que merece conocer, aunque a priori pueda no parecernos tan interesante como las bitcoin o las PeerCoin de las que hemos hablado en los párrafos superiores. 

Dogecoin, la pequeña pero conquistadora de las monedas virtuales 

Una de las más recientes e interesantes es la conocida como Dogecoin, que fue creada dos años después de la Litecoin y que ha llegado para conquistar el mercado y hacerse con los usuarios y con la fama de las bitcoin, aunque aún no ha conseguido grandes logros y no sea tan conocida como sus rivales. Apuesta muy fuerte y camina sobre seguro. Por ejemplo, para competir contra los bitcoin y presentar ventajas significativas podemos decir que tiene un bloque de tiempo de un minuto, lo que hace de esta una moneda muy rápida y eficaz, algo que los usuarios y el mercado saben agradecer y que puede marcar la diferencia con respecto a otras monedas de la competencia. Además, como decíamos cuando estábamos hablando de las Peercoin, moneda de la que hemos hablado en profundidad, las bitcoin no son infinitas ni tienen tal grado de libertad en ese sentido. Las Dogecoin son como las Peercoin en cuanto a eso, es decir, que logran ser infinitas y suponer una libertad mayor a nivel de límites numéricos y energía o desarrollo. Este tipo de características son las que pueden prometerle un gran futuro y un éxito a largo plazo, si las bitcoin no se ponen las pilas y logran mejorar su sistema a esos mismos niveles o superiores.

La cantidad infinita de dogecoin y su rapidez de uso, que como hemos dicho no ocupa más de un minuto, hacen de esta moneda digital una de las mejores opciones para los pagos rápidos y las pequeñas y ágiles compras o transacciones financieras, por lo que tiene un hueco de mercado muy suculento que sabe aprovechar y que puede servirle de trampolín para alcanzar a la competencia e incluso superarla. Por mucha fama que tengan las bitcoin y las Litecoin a día de hoy, nunca se sabe en el mundo digital quién heredará la corona y cuándo cambiarán las tornas, pues las empresas que están número uno un día pueden desaparecer al poco tiempo. El mercado es muy competitivo y rápido, pues la que se duerma perderá la competición. 

Y estas son cinco de las monedas digitales que existen. Las más conocidas y las más utilizadas. Como hemos visto, las bitcoin no son las únicas, por lo que habrá que estar atentos al mercado de las criptomonedas y ver cómo avanzan y se desarrollan con respecto al mercado y a los usuarios. Muchos ya están empleando esta tecnología y estos sistemas de pago o formas de intercambio de valor y de dinero, y otros están confiando en ellos e invirtiendo su dinero, así como grandes sumas, en las empresas y las monedas. En un futuro podrían convertirse en el único método de pago, en un mundo digitalizado al cien por cien en el que los billetes y las monedas en metálico no tengan valor y se haya simplificado y agilizado todo el proceso de compra-venta y todo el sistema monetario.

Compartir es vivir!
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • RSS

Comments